Skip to Content

Un chequeo médico de rutina puede salvar tu vida

Un chequeo médico de rutina puede salvar tu vida

En temas de salud, la prevención es esencial por lo que es importante realizar chequeos médicos de manera regular.

Los chequeos de salud regulares permiten verificar el estado de su salud. También son importantes para detectar a tiempo cualquier tipo de enfermedad o prevenir la aparición de algunas.

En casos críticos como el cáncer, el diagnóstico temprano puede ser la diferencia entre una cura y una batalla prolongada. De acuerdo con la Asociación Americana de Cáncer más del 90% de las mujeres diagnosticadas con cáncer de mama en la etapa más temprana sobreviven a su enfermedad durante al menos 5 años, en comparación con alrededor del 15% de las mujeres diagnosticadas con la etapa más avanzada de la enfermedad.

¿Cuántas veces se deben hacer los chequeos médicos?

Muchos factores, como la edad, sexo, salud, antecedentes familiares y estilo de vida, inciden en la cantidad de veces que se debe asistir al doctor:

  • Los bebés visitan al médico varias veces durante los primeros años de vida. La mayoría de los bebés tienen un promedio de 9 visitas al año.
  • Las personas de 30 años o menos y que estén sanas, no fumen, que no tengan factores de riesgo de enfermedades y no tomen medicamentos recetados deben ir cada dos o tres años para el chequeo. Esto depende de las recomendaciones de cada doctor. Por ejemplo, si tienes problemas de la vista, algunos oftalmólogos aconsejan hacerse un chequeo cada seis meses.
  • Las personas entre 30 y 40 años pueden hacerse el chequeo médico con más frecuencia que el grupo anterior. Entre los 40 y 44 años las mujeres deben evaluar la opción de realizarse pruebas anuales de detección de cáncer de mamá.
  • Los mayores de 50 deben hacerse su chequeo anualmente ya que con la edad aumenta el riesgo de padecer ciertas enfermedades. De acuerdo con la Sociedad Americana de Cáncer, los hombres deben hablar con un proveedor de atención médica sobre los pros y los contras de las pruebas para que puedan decidir si deben hacérselas.

Las recomendaciones pueden variar para las personas que toman medicamentos regulares, tienen factores de riesgo de enfermedades crónicas o sufren de obesidad. En estos casos, los chequeos médicos son más frecuentes.

Las pruebas que se realizan también varían para cada paciente, pero las más comunes son los test de sangre verificar los niveles de colesterol y la presencia de anemia, entre otras cosas.

Si deseas hacerte un chequeo médico, lo mejor es contar con un Seguro de Salud que te ayude con los gatos. En caso de detección de alguna enfermedad, el seguro te dará al tranquilidad y protección que necesitas.

Back to top