Skip to Content

¿Conoces el significado de las señales de tránsito?

Señales de tránsito


Las has visto en todas partes en las calles. Las has estudiado al momento de sacar la licencia de conducir. Con blanco, negro y rojo, amarillas o azules y en diversos tamaños. Las señales de tránsito son indispensables para la seguridad vial. Están diseñadas para comunicar un mensaje en específico, controlando el comportamiento de los usuarios al transitar.

La Ley No. 63-17, de Movilidad, Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial de la República Dominicana define las señales de tránsito como “dispositivos o elementos fijados horizontal o verticalmente, pintados o colocados en la vía pública por el INTRANT y los ayuntamientos en su área de jurisdicción, utilizados para la información, regulación, dirección y control del tránsito de vehículos y peatones”.

Estas señales son importantes porque ayudan a mantener las condiciones de conducción seguras. Sin ellas, nadie sabría qué tan rápido debe conducir, cuándo parar o qué dirección tomar en una carretera.

Origen de las señales de tránsito 

Las primeras señales de tránsito fueron empleadas durante el Imperio romano. Los romanos las utilizaban como código para orientar a los transeúntes.

Se usaban letreros de piedra para ofrecer informaciones como dónde terminaba una vía, su nombre y distancia entre un destino u otro.

Con la creación del automóvil es los años 20 y el aumento de su uso en las décadas posteriores, muchos países se vieron en la necesidad de regular el tráfico adoptando señales de tránsito que en su mayoría se han estandarizando en todo el mundo.

Los signos y símbolos usados en la mayoría de estos letreros fueron desarrollados siguiendo protocolos internacionales.

Tipos de señales de tránsito

Existen diversos tipos de señales de tránsito.

Reglamentarias o prescriptivas: indican a los usuarios lo que está permitido, las prohibiciones y las obligaciones. Su incumplimiento constituye una infracción a las normas del tránsito. Ejemplo: PARE.

Estas se dividen en:

  • Prohibición: establecen que una determinada acción no puede realizarse. 
  • Restricción: destacan información como los límites de velocidad y el uso de estacionamientos. 
  • Prioridad: regulan el derecho del paso. Ejemplo: Ceda el paso. 

Señales preventivas: advierten a los usuarios sobre peligros o situaciones de diversa naturaleza. Se dividen en:

  • Máximo peligro: establecen que se debe conducir con precaución por un peligro determinado.
  • Físicas: representan características de una ruta como cuando hay un túnel cerca o una curva.

Señales informativas: como su nombre lo indica, informan a los usuarios sobre temas de interés como distancias de lugares o donde hay hospitales. Se dividen en:

  • Nomenclatura vial y urbana: presentan información sobre nombres de calles y avenidas, identifican rutas y muestran la distancia para llegar a un lugar. 
  • Información turística y de servicios: ofrecen datos útiles para conductores o peatones como la cercanía de un restaurante.

Señales transitorias: letreros que advierten sobre trabajos de construcción o de mantenimiento.

Respetar las señales de tránsito es deber de todos. Hay que ser conscientes de su importancia. Fueron creadas y colocadas en un lugar específico con un propósito y por una razón importante. 

Su respeto es una de las maneras con la que podemos prevenir los accidentes de tránsito.

Back to top